mitago.net

Página web de Celso González

La caja misteriosa

La caja cerrada Hoy según abro el buzón me encuentro, entre las facturas y la morralla publicitaria de turno, un paquete con volúmen. Un sobre de estos marrones con acolchado de burbujas por dentro y con algo rígido del tamaño de un zippo en su interior. No recuerdo haber pedido nada que me pueda llegar a casa y el remitente del sobre no me aclara mucho ya que brilla por su ausencia. La única pista apreciable que puedo observar es el matasellos de la sucursal 1 de Alcobendas y aparte de Tarzán y su puta madre que ya deben haber encontrado piso por allí no se me ocurre nada.

Gran misterio, paquete inesperado y ni la más remota idea de lo que puede ser, compruebo que efectivamente soy el destinatario, la clásica etiqueta impersonal de color blanco con las letras de impresora mayúsculas y como uno ha visto muchas películas decido abrirlo con cuidado. Mis precauciones no sirven de nada ya que al abrirlo, efectivamente, no pasa nada.

Muy bien, descubro que el contenido del sobre es un pequeño estuche, una caja, plástico negro con una ventanita interior transparente y un cierre en un lat eral. Rebusco en el sobre en busca de alguna indicación y vuelvo a rebuscar, vacio. El enigma se complica por momentos. Pienso que la caja es muy pequeña p ara tener al gato zombi de Schrödinger, así que procedo a su apertura.

La caja abierta Aham, la caja está vacía. No se, tal vez pueda meter alguna tarjeta de memoria dentro, ya que las muescas parecen coincidir, pero para resumirlo de forma c lara estoy flipando. Si tuviese una acosadora quizá me mandase flores, pero que me lleguen sobres anónimos con cajas vacías me hace dudar de lo de la acoso dora, realmente me hace dudar de muchas cosas. De nuevo en las películas, el prota normal suele recibir un objeto que no comprende al principio pero cuando se ve envuelto en la tarea de salvar al mundo, en un momento de lucidez, decide utilizar ese objeto insignificante contra el monstruo de final de fase. Así que la única posibilidad lógica que se me ocurre es que en breve me veré envuelto en la clásica confrontación entre el bien y el mal y que la humanidad necesitará de mis habilidades para seguir su monótona existencia.

Acepto otras explicaciones en los comentarios

jue 21 agosto 2008 00:247 comentarios