mitago.net

Página web de Celso González

De lo que veas...

Cuenta una historia que un hombre caminando a la vera de un arroyo divisó una hermosa naranja que bajaba arrastrada por la corriente, seguramente caída de alguno de los árboles que existían más arriba. El hombre, relamiendose pensando en una suculenta fruta, se acercó al borde del cauce y alargando la mano consiguió atrapar a la naranja. Aquí vino el problema ya que entonces pudo apreciar que la naranja no era tal, la parte sumergida había sido cortada y solo tenía la media naranja que se veía flotando, pero al coger la fruta y girarla vió que los peces habían dado cuenta de la parte jugosa y que únicamente tenía la piel.

La moraleja es que solo te creas la mitad de la mitad de lo que veas

vie 04 agosto 2006 02:310 comentarios